domingo, 23 de noviembre de 2008

William Osuna: para mirar la patria


Imposible no imaginárselo corriendo detrás de una pelota de trapo en un baldío de Caracas, volando papagayos o jugando trompo en una calle empinada de una barriada, con las rodillas raspadas como cualquier niño travieso de la Patria, correteando los sueños con la sonrisa cómplice de los que saben que al final serán encontrados. William Osuna (Caracas, 1948) construye con versos las cotidianidades de una Venezuela que fue y que sigue siendo, tierra profundamente contradictoria donde caben todos los sueños del mundo.


Miré los muros de la patria mía, publicado en segunda edición, por Monte Ávila Editores, en 2008, reúne las voces poéticas de Osuna, Premio Nacional de Literatura 2007. En él convergen los poemarios: Estos 81 (1978), Mas si yo fuese poeta, un buen poeta (1978), Antología de la mala calle (1990, 1994, 2002), y San José Blues + Epopeya del Guaire y otros poemas (2003). En sus páginas se desdibuja una ciudad que duele en la certeza del amor y viceversa, los tiempos, las calles y los pasos que buscan y muchas veces no encuentran. Crónica de una ciudad que podría ser otra, con su mala calle y su mala suerte de años, como si el espejo se hubiera roto, una y mil veces, y le hubiera dejado toda la superstición de los reflejos.



“Mi única ciudad / Es la que no me han otorgado, / La que perdí sin poseerla, / La de los otros. (…) A lo largo de la noche. / Una rosa comprimida. Un pueblo que apela / contra su miedo. / Son la maravilla en estos espacios / que nos van negando por entero”.


El andar extraviado de ecos, el silencio apenas fracturado por el viento o la queja del hambre en una ciudad que es un país, metáfora de los olvidos y los olvidados. Como si andando el poeta fuera capaz de recuperar para sí la memoriosa sonoridad de la tragedia, salvándose y salvándonos del tedio con que nos han impuesto la miseria, levando las anclas del tiempo anticipado de los noticieros.



“Con lo que sé me bastaría el elogio / de tu desnudez / ruido de puertas / que me adversan / o aquella estrofa donde caminan / sobre los vidrios rotos / con los pies pelados / los sin casa / de la tierra”.


Protestatario sin panfletos, haciendo del verso un estandarte capaz de anunciar las siembras y las manos con que se cosecharán los días por venir. Anticipándose a las luchas, consecuente y resurrecto, Osuna edifica, palabra a palabra, la verdad nacida de las memorias, como si en el poema pudieran caber todas las voces del agua y sus gentes, y contener la tierra bañada de llantos centenarios.



“Este diluirse entre los sabios consejos / Frases putrefactas que llevan / A un solo fin. / Este idea con su lento paso de camello / Dormida en su altura de roja arena. / Lugar de gente humillada / Tierra de trampa-jaula por donde vinieron / Reyes, Príncipes y Conde-Duques. Miro los días / Del derrumbe, todo lo que obsequié y no tuve –lajas / quemantes”.


Y el amor, que no duele ni rompe, que no clausura ni clama victorias es un centro. Espacio que se abre a la palabra, la que es capaz de estremecernos al filo de la imagen. Osuna, poeta militante y militante de la palabra, bienviene la hora exacta en que el tiempo es ahora y la mujer deja a sus pies las dudas, mientras los muros de la patria caen y nace otro mañana.


“POSEO la vista más hermosa / De mi época, la toco, la miro: / Ah este desorden / Esta habitación, cueva de tigres. / Tu cuerpo glorificado / Como un estádium de multitudes / Con su roja fresa y su diamante”.



** Publicado el domingo 23 de noviembre, en el Diario de Guayana

Venezuela: país de lectores


La Feria Internacional del Libro de Venezuela, espacio de encuentros entre lectores y escritores, demostró que cada vez más, los libros son patrimonio de los pueblos


La fiesta dedicada a los libros que se realizó en casi todos los estados del país, durante los meses de octubre y noviembre, demuestra que Venezuela se consolida como un país de lectores, gracias al trabajo que el Gobierno Bolivariano, impulsa a través del Ministerio del Poder Popular para la Cultura.

El libro, espacio para el debate, para la formación sociopolítica y en fin, para el goce, ha encontrado en la geografía nacional un pueblo capaz de conmoverse por las páginas impresas, además de hallar en ellas otra razón para la esperanza y la recuperación de la memoria y el imaginario colectivo.

La Feria Internacional del Libro de Venezuela, FILVEN 2008, llegó a su cuarta edición este año. Y concluyó consolidándose como uno de los encuentros culturales más importantes del país, en el que se reunieron cientos de editores, escritores y artistas, que compartieron con los miles de visitantes que acudieron a sus diferentes capítulos estatales, impulsando así un modelo de desarrollo que pone su acento en el ser humano y en su infinita capacidad de crear y transformar el mundo.

LOS NIÑOS Y LA LECTURA
La FILVEN recibió a casi cuatro mil niñas y niños de diversas instituciones educativas, quienes pudieron disfrutar de animaciones, cuentacuentos, recitales y talleres de iniciación literaria que dieron como resultado la realización de un libro elaborado por los propios niños y niñas, que fue editado en el recinto ferial por el Sistema Nacional de Imprentas de la Editorial El Perro y la Rana, y que lleva el nombre de “Maravilloso país en movimiento”.

En este sentido, también se editó en el marco de la FILVEN, el libro “Voces del parque” realizado por compañeros y compañeras de la Misión Negra Hipólita, que se dieron cita en el Parque Los Caobos donde la Feria tuvo su capítulo caraqueño.

RÉCORD DE VENTAS
Las cifras de ventas de la Feria Internacional del Libro de Venezuela, Capítulo Caracas, sirven como indicadores de lo que en materia cultural y especialmente, en literatura, se está haciendo en el país. Más de 330 mil bolívares fuertes fueron vendidos en el stand de la Plataforma del Libro y la Lectura del Gobierno Bolivariano, superando la meta establecida para este año, al colocar más de 40 mil ejemplares en manos de los miles de lectores que colmaron las instalaciones de la Filven 2008.

Con estas actividades Venezuela continúa construyendo colectivamente un país con mayores niveles de inclusión social, que pone de manifiesto la capacidad creadora y libertaria de las mujeres y hombres de la patria. (Texto basado en material de prensa del Ministerio del PP para la Cultura)


VENEZUELA SE ABRE A LA LECTURA
La Misión Robinson, cruzada de alfabetización del pueblo venezolano, que concluyó con la declaratoria de nuestro país, por parte de la UNESCO, como Territorio Libre de Analfabetismo, abrió a Venezuela a un país de lectores.
Leer para entender el mundo que fue, para edificar el que necesariamente debe ser, para recuperar la memoria y el imaginario colectivo, para abrir las ventanas de los sueños, para sentir… leer, para ser, para crecer, para volar la imaginación y abrir las rendijas posibles e imprescindibles a los sueños… Ese es el trabajo que llevan adelante las diferentes instituciones que convergen en la Plataforma del Libro y la Lectura del Ministerio del Poder Popular para la Cultura, instancia del Gobierno Bolivariano que ha dejado en manos del pueblo las páginas de grandes escritoras y escritores de Venezuela, América Latina, el Caribe, y el mundo. Palabras que nos han permitido asomarnos a las realidades de otros pueblos y otras geografías, que llevan como nosotras y nosotros heridas, cantares, gritos, libertades y esperanzas.


*Texto publicado el domingo, 23 de noviembre, en el Diario de Guayana

viernes, 21 de noviembre de 2008

Conformada Red de escritoras y escritores por el ALBA

** Durante una semana, jóvenes escritoras y escritores de Latinoamérica y el Caribe se reunieron en San Cristóbal, estado Táchira, para debatir sobre el compromiso de las y los escritores en el siglo XXI


Pensar en una literatura para la liberación de los pueblos, que sea capaz de traducir los sueños colectivos y las libertades necesarias de la América que esbozó José Martí y por la que se sembraron Bolívar, el Che, Mariátegui, Farabundo Martí y Sandino, entre tantas otras mujeres y hombres que vivieron por un mundo más humano y más justo, fue la consigna bajo la que se reunieron poetas, narradores y ensayistas de América Latina y el Caribe, en la capital del estado Táchira.

Los Andes venezolanos fueron el escenario para que jóvenes escritoras y escritores de esta América que lleva las heridas aún abiertas de la miseria y la opresión que sigue vigente después de más de quinientos años de coloniaje, debatieran sobre la necesidad de construir colectivamente una Red de escritoras y escritores por el ALBA, Alternativa Bolivariana para los pueblos de Nuestra América.

Representantes de Argentina, Bolivia, Chile, Colombia, Cuba, Ecuador, El Salvador, Guatemala, México, Paraguay, Perú, Uruguay y Venezuela debatieron sobre el compromiso del escritor en este siglo XXI. Y aunque muchos de los gobiernos de estos países no se han suscrito al ALBA, se trata de impulsar desde la cultura y el hecho creador, la inclusión de los pueblos a una opción que nació desde el Gobierno Bolivariano como una propuesta opuesta al Área de Libre Comercio de las Américas, ALCA, que subraya el intercambio mercantil sobre las necesidades y anhelos populares.

Así, del 31 de octubre y hasta el 05 de noviembre, se sentaron las bases estéticas, ideológicas y programáticas para impulsar un colectivo de escritores que sea capaz de enarbolar las voces de los pueblos.


OTREDADES

El reconocimiento y respeto a las diferencias, la certeza de una Latinoamérica libre, que camine los pasos del futuro, que sepa mirarse las heridas y despertar con ellas la memoria del futuro imprescindible, es al final de cuentas la tarea de las escritoras y escritores de este siglo XXI que despertó a las transformaciones y a la tierra nacida del hambre centenaria.

Escribir para quienes muchas veces no pueden y no saben leernos, para los que queremos el mundo libre y profundamente humano, para los que hacen nacer la vida en las siembras y en los sueños, en la mesa vacía y contrapuesta de miserias, para las niñas y niños sin escuelas, para ellos y ellas las palabras que quedarán roncas de tanto pedir y exigir la libertad de una América que lleva nombre de mujer.

El hecho estético no puede estar divorciado de la memoria, porque se funda en el imaginario colectivo, en lo que fuimos y en lo que necesariamente habremos de ser. Por eso, volver a la discusión del compromiso del escritor es una tarea fundamental como aporte a los movimientos libertarios que surgen desde las diversas geografías de Nuestras Américas. Queremos y trabajamos por una literatura regada con los olores, sabores, amores y colores de nuestros pueblos, no como panfleto sino como bandera henchida de luchas y sueños.


DECLARATORIA

Por eso, encontrarnos con los Andes como paisaje, como grito donde se funden los ecos de los pueblos originarios, definió que las y los escritores comprometidos con las más y mejores causas humanas "deben trascender el hecho de escribir", por lo que las y los escritores por el ALBA declararon la urgencia de "ejercer la promoción, divulgación, gestión y prácticas culturales como ejes que contribuyan a la construcción y consolidación de una alternativa Latinoamericana y Caribeña contraria al Capitalismo y al Imperialismo".

En el encuentro se estableció un llamado a "contribuir con la recuperación, construcción y consolidación de espacios del Poder Popular" y rechazar "la escritura regida por principios mercantilistas".

Asimismo, hicieron un "llamado a la institucionalidad cultural y a las estructuras alternativas de los países suscritos al ALBA a cooperar solidariamente con el fortalecimiento de los procesos culturales ligados a la escritura y la lectura, en los países de Latinoamérica y el Caribe", mientras que la "Red de Escritoras y Escritores por el ALBA contribuirá a la difusión y promoción de la escritura Latinoamericana y del Caribe, utilizando para esto todos los medios y canales de difusión posibles, así como formatos alternativos que favorezcan el acercamiento del pueblo a la literatura".

"La Red de Escritoras y Escritores por el ALBA comprende a Latinoamérica y el Caribe no sólo como un conjunto de Estados, sino como un entretejido plurinacional, pluricultural, multiétnico y multilingüístico, planteando la necesidad de la valoración, difusión y fortalecimiento de las literaturas e idiomas originarios", subraya también el Manifiesto refrendado por las escritoras y escritores que se dieron cita en San Cristóbal.

Para "fijar posiciones, denunciar, apoyar luchas sociales y realizar acciones políticas colectivas", la Red definirá mecanismos de organización que permitan articular la teoría y praxis. Así también, "en su vocación Bolivariana, Socialista y Solidaria, -la Red- plantea la necesidad de establecer alianzas y vínculos de cooperación con movimientos, organizaciones, redes, escritoras y escritores, que propongan alternativas contrarias al Capitalismo y al Imperialismo en cualquier parte del mundo".

Con estas acciones y definiciones del pensamiento creador de las Américas originarias, negras y mestizas, escritoras y escritores abonan el camino de una revolución que nacida desde el hecho creador, puede y debe contribuir a la liberación de los pueblos, a sus luchas y a la construcción colectiva de un mundo que no sólo es posible, sino y sobre todo, imprescindible.

** Texto publicado en el Diario de Guayana, el domingo 16 de noviembre de 2008

sábado, 15 de noviembre de 2008

Manifiesto de la Red de Escritoras y Escritores por el ALBA


Desde Los Andes, desde el baile latinoamericano que sacude a la región, que la mueve cargado de esperanza, lucha, ternura y compromiso bolivariano. Desde este incendio de conciencia, desde Venezuela, nosotros, jóvenes escritoras y escritores del continente, levantamos nuestros corazones rojos, y ejerciendo el poder de la palabra,

DECLARAMOS:

1. Considerando la situación de escritores en países que no están adheridos formalmente a la Alternativa Bolivariana para Las Américas, ALBA, decidimos nominarnos como Red de Escritoras y Escritores por el ALBA, entendiendo que este “por” da cuenta del interés de escritores pertenecientes a países no miembros del ALBA para promover esta alternativa en sus países, logrando así la inclusión y compromiso transversal con los fundamentos de esta alternativa.

2. Nuestro rol, en este momento histórico, debe trascender el hecho de escribir, es urgente ejercer la promoción, divulgación, gestión y prácticas culturales como ejes que contribuyan a la construcción y consolidación de una alternativa Latinoamericana y Caribeña contraria al Capitalismo y al Imperialismo.

3- Las escritoras y escritores por el ALBA estamos llamados a contribuir con la recuperación, construcción y consolidación de espacios del Poder Popular.

4- Las escritoras y los escritores por el ALBA rechazamos la escritura regida por principios mercantilistas.

5- Hacemos un llamado a la institucionalidad cultural y a las estructuras alternativas de los países suscritos al ALBA a cooperar solidariamente con el fortalecimiento de los procesos culturales ligados a la escritura y la lectura, en los países de Latinoamérica y el Caribe.

6.- La Red de Escritoras y Escritores por el ALBA contribuirá a la difusión y promoción de la escritura Latinoamericana y del Caribe, utilizando para esto todos los medios y canales de difusión posibles, así como formatos alternativos que favorezcan el acercamiento del pueblo a la literatura.

7.- La Red de Escritoras y Escritores por el ALBA comprende a Latinoamérica y el Caribe no sólo como un conjunto de Estados, sino como un entretejido plurinacional, pluricultural, multiétnico y multilingüístico, planteando la necesidad de la valoración, difusión y fortalecimiento de las literaturas e idiomas originarios.

8.-La Red de Escritoras y Escritores por el ALBA promoverá la valoración, rescate y difusión de la memoria histórica de nuestros pueblos.

9.- La Red de Escritoras y Escritores por el ALBA debe definir mecanismos de organización que permitan fijar posiciones, denunciar, apoyar luchas sociales y realizar acciones políticas colectivas, teniendo esto un alcance continental, con la finalidad de que nuestra voz logre un mayor protagonismo y contundencia, redefiniendo la concepción y praxis de la acción política.

10.- La Red de Escritoras y Escritores por el ALBA, en su vocación Bolivariana, Socialista y Solidaria, plantea la necesidad de establecer alianzas y vínculos de cooperación con movimientos, organizaciones, redes, escritoras y escritores, que propongan alternativas contrarias al Capitalismo y al Imperialismo en cualquier parte del mundo.

11.- La Red de Escritoras y Escritores por el ALBA plantea la necesidad de apostar al desarrollo de una sociedad crítica haciendo énfasis en las niñas, niños y adolescentes a través del acceso y promoción de la lectura.

12.- La Red de Escritoras y Escritores por el ALBA defiende la Libertad de Expresión y combate la desinformación de las dictaduras mediáticas.

Declarado esto, insistimos en sumar las voces de Nuestra América, que hoy empieza a ser verdaderamente nuestra, contra el Imperialismo y la Guerra. Voces que llevan las heridas, aún abiertas, de la opresión y de la imposición de los silencios coloniales e imperiales. Despertamos en medio de estos Andes venezolanos para abrazar todos los posibles encuentros. Aprendemos a reconocernos en las otredades para enarbolar las banderas de la unión latinoamericana y caribeña, para decirnos y decirles a nuestros pueblos que otro mundo no sólo es posible sino, y sobre todo, imprescindible.

Tenemos la convicción solidaria y revolucionaria de hacer de la palabra una trinchera de lucha para enfrentar y enfrentarnos a todos los atropellos que se cometan contra nuestros pueblos, defendiendo la paz auténtica. Llevamos en nuestras manos, ojos, sueños y convicciones, los sones, sabores, tactos y colores de nuestras tierras.

Entendemos hoy, el compromiso histórico con las mujeres y hombres que han sembrado luchas libertarias y que caminan junto a nosotros, en la construcción colectiva de una América que debe ser libre para hacer libres a nuestros pueblos.

San Cristóbal, Venezuela
05 de Noviembre de 2008

























LinkWithin

Related Posts with Thumbnails